Semana 14 de embarazo

Semana 14 de embarazo

Estás en la semana 14 de embarazo y la novedad es que tu bebé ya puede escucharte. Ahora el bebé escucha sus primeros sonidos los cuales proceden de tu cuerpo como por ejemplo el latido de tu corazón y demás órganos, pero aún no es capaz de escuchar los sonidos del mundo exterior.

Su cerebro se está desarrollando a alta velocidad esta semana y tanto los hemisferios derecho e izquierdo se están cubriendo de surcos y pliegues. También el proceso de división de células nerviosas se llevará a cabo esta semana.

¿Cómo es el bebé en la semana 14 de embarazo?

El bebé mide 10.1 cm y pesa 70 gramos.

El bebé ya sabe bostezar: Puede bostezar, restregarse los ojitos, y parpadear.

Le está creciendo pelito: Toda su pequeña cabeza se está cubriendo de un cabello finito, también están apareciendo las pestañas y cejas.

Pueden escuchar sonidos provenientes del cuerpo de la mamá.

¿Qué tan desarrollado está el bebé en la semana 14 de embarazo?

Los brazos y piernas de tu bebé siguen creciendo y desarrollándose esta semana. También empiezan a aparecer diminutas uñas en sus dedos. El tejido subcutáneo qué es la grasa que se acumula debajo de la piel aún no está desarrollado, por eso se puede ver a través de su piel traslucida todos los vasos sanguíneos. Si pudiera ver a tu bebé en este momento podrías ver que su piel es de una tonalidad rojiza.

Como dijimos antes en esta semana a tu bebé le empieza a salir cabello. El color de pelo que tendrá tu bebé ya está determinado genéticamente desde la concepción y poco a poco esa pigmentación aparecerá en su cabello.

El desarrollo de la médula ósea del bebé sigue adelante y también los órganos internos comienzan a funcionar. Poco a poco el intestino se irá llenando de una sustancia llamada meconio, cuál será la primer caca de tu bebé, cera de color negro y muy pegajosa, poco a poco irá tomando la consistencia y color de una caca normal de bebé más amarilla.

Esta semana la placenta necesitará crecer ya que el bebé demandará por su mismo crecimiento, un mayor suministro de sangre.

Síntomas y cambios en la semana 14 de embarazo.

Ya puede notarse la barriga de embarazada. En el útero ha habido un incremento de líquido amniótico, el bebé también ha crecido bastante estas últimas semanas, el útero acompaño este crecimiento aumentando su tamaño, lo cual te otorga una silueta de embarazada.

El útero irá subiendo y saliendo de la cavidad pélvica lo que hará qué la presión sobre la vejiga disminuya y puedas notar un alivio en cuánto a las ganas de orinar frecuente. También podrás notar si sufrías estreñimiento, una mayor facilidad para ir de cuerpo.

Esta semana se gradúa la placenta, está totalmente madura y lista para acompañar al bebé el resto del embarazo.

Tendrás un incremento del volumen de sangre, esto es debido a que la placenta demanda más sangre y nutrientes para el bebé. La acumulación de plasma aumenta. Debes consultar con tu médico sobre la anemia gestacional, ya que el cuerpo no produce tan rápido los elementos que forman la sangre lo que se traduce a glóbulos rojos insuficientes lo que puede provocar este problema.

Los síntomas de la anemia gestacional son debilidad, mareos, ver manchas al parpadear. Si sientes estos síntomas debes hablar con tu médico de inmediato.

Otro síntoma que podrás notar es el oscurecimiento de tus areolas, también pueden aumentar de tamaño. Aparecerá la línea del alba de la pelvis al ombligo. Todo esto se debe al aumento de la producción de hormonas como progesterona y estrógeno. También se debe a un aumento en los pigmentos que le darán color el cabello la piel y ojos de tu bebé. No te preocupes por este oscurecimiento ya que luego del embarazo es fácil eliminarlo con exfoliación en la ducha.

Podrás notar flujo

El flujo puede estar presente pero debe ser moderado, solamente debe marchar tu ropa interior, su consistencia debe ser ligera y con un olor un tanto ácido, si es así no hay de qué preocuparse. Este flujo protege a tu bebé ya que posee una microbiota que defiende el área de otros gérmenes.

Si aparece flujo con sangre consulta de inmediato con tu médico.

Alimentación

Cuídate de la deshidratación

Es importante hidratarte muy bien y prevenir la deshidratación, sobre todo si estás en un clima cálido.

Cómo saber si estoy deshidratada

  • Orinas menos
  • Orina de color muy oscuro
  • Sientes mareo
  • Sientes debilidad en todo el cuerpo
  • Sientes palpitaciones

Rehidratante tomando agua de a sorbos, si los síntomas no cesan , acude a la guardia médica.

Créditos de la imagen Embarazo + App.

 

¿Te gustó este contenido? Ayudame compartiendo con los botones de abajo. ¡Seria de gran ayuda!